• Videos
  • En Vivo

MQLTV.COM

En vivo

Crítica de TV

“Esa no soy yo”: A veces jugar a la segura no basta

Cuando uno revisa los primeros capítulos de “Esa no soy yo”, queda la sensación de que está viendo una buena telenovela, con mucho suspenso y triángulos amorosos, pero que no termina de sorprender o tener ese toque singular que la vuelva imperdible. Judith (Camila Hirane) tiene una hermana gemela, Anahí, que quiere ser alguien y se va a casar con Alfredo Labarca (Matías Oviedo), un médico adinerado que tiene dos hijos y es, en teoría, bastante mayor que ella. El nudo principal de la historia nace cuando Brian (Luis Uribe) sale de la cárcel y persigue a Judith porque ésta testificó en su contra y él prometió matarla por ello. Al parecer a Judith le gustan los hombres mayores que ella, a no ser que Luis Uribe tenga un hijo igual a él.

La teleserie puede que no fracase, pero difícilmente defienda el liderazgo de TVN a esa hora -que por primera vez tiene competencia nacional del mismo género-, dejando al canal estatal sin ningún caballito de batalla.

Pero centrémonos en la trama. A estos personajes se suma la ex mujer de Alfredo, Antonia del Mazo (Claudia Pérez) que encuentra que Anahí es una aprovechada que quiere quedarse con su hombre a pesar de que ella lo engañó. Como se puede apreciar, la trama no es nada aburrida. Incluso hay un tira, Julio Chávez (Cristián Carvajal) -que se parece a Onur- que está enamorado de Judith y que en su locura la besa asegurándole que en la falsa Anahí puede ver a Judith. A todo esto, Judith tiene una peluquería con su amiga Érika (Natalia Aragonese), que es la única que sabe que se está haciendo pasar por Anahí para escaparse de la venganza del Brian.

¿Por qué esta trepidante historia ha bajado el piso de sintonía que le dejó “La chúcara” y ha perdido el liderazgo de la franja frente a “Eres mi tesoro” del avasallador Mega? A mi juicio, que la telenovela cumpla y no sorprenda es la principal razón, reforzada por lo poco atractivo de los protagonistas y la falta de situaciones cómicas dentro de las subtramas.

camila hirane esa no soy yo

La teleserie no sorprende porque averiguar quién mato a Anahí no es algo nuevo en las telenovelas -menos en las de TVN-, ni mucho menos nuevo es que el policía se enamore de la protagonista. Pero usted dirá que en televisión todo está dicho. Y puede tener razón, pero la magia de las telenovelas exitosas está en contar lo de siempre de manera diferente con diálogos chispeantes, situaciones que se vean y sientan reales, aunque estemos hablando de ficción. Insisto, no es un mal elenco, pero dos actores protagónicos más potentes hubieran ayudado a arrastrar público que se interesara finalmente en lo atractivo del guión, y usted me dirá: “’Matriarcas’ tiene actores famosos de sobra y no funciona”. El caso de “Esa no soy yo” es diferente porque hay una buena historia y era lógico apostar por actores y actrices más populares (Denisse Rosenthal, Blanca Lewin, Juan Falcón). “Matriarcas” se diluyó porque su guión no me lo creo ni yo -que he visto de todo- (tengo que asumir que la veo).

No es un mal elenco, pero dos actores protagónicos más potentes hubieran ayudado a arrastrar público que se interesara finalmente en lo atractivo del guión

En suma, la teleserie puede que no fracase, pero difícilmente defienda el liderazgo de TVN a esa hora -que por primera vez tiene competencia nacional del mismo género-, dejando al canal estatal sin ningún caballito de batalla y con sus producciones dramáticas lejos de las sintonías que les permitan si quiera financiarse. Sin embargo, hay que reconocerle el esfuerzo y la valentía a TVN. Ojalá el próximo intento tenga mejor respuesta del público (ojala TVN pueda tener otra oportunidad y lo escuche mejor).

Sigue Leyendo Aquí Deja tu Comentario
VIDEO DESTACADO

Ahora en MQLTV

Comentarios