• Videos
  • En Vivo

MQLTV.COM

En vivo

declarado en quiebra

La desconocida historia del mítico spot noventero de Simón Bolivar

Escrito por MQLTV

    Esta semana una lamentable noticia tiene preocupados a miles de estudiantes chilenos: el Centro de Formación Técnica Simón Bolivar se declaró en quiebra, tras perder una demanda por deudas impagas por 60 millones de pesos a una inmobiliaria. Aunque esto no significa el cierre de la casa de estudios a corto plazo, hay inseguridad sobre su futuro.

    Este hecho motivó a la gente de LUN para desclasificar la historia detrás de una de las campañas publicitarias más recordadas de la televisión chilena: el spot de este instituto profesional recordado por el pegajoso jingle que decía “Lo mejor ya se está haciendo / Simón Bolivar está creciendo”.

    En una entrevista publicada este sábado en el matutino, Alejandro Becerra, creador de la publicidad para la agencia Aba Publicidad en 1992, reveló el origen de la idea central del jingle: “(Viene) de una frase del propio Simón Bolivar. La original decía: “lo mejor no se ha hecho todavía”. Yo tomé esa frase y le di un giro. Fue una respuesta al mensaje de Bolivar. Y resultó: el gran éxito detrás de esta campaña fue este famoso jingle”.

    Fue tal la popularidad del spot que la casa de estudios pasó de tener 500 alumnos a superar los 5 mil inscritos (actualmente sólo hay 2.234 realizando cursos). Según Becerra, la base de todo estaba en el prestigio de este CFT al lado de su competencia. “El Simón era y se mostraba como el líder en los centros de formación. Es cosa de fijarse: el primer comercial fue una competencia de voleibol playero. Un equipo vestía camisetas naranjas y representaba al Simón; el otro, que usaba camisetas moradas, representaba al Instituto Itesa. Ellos eran la competencia más directa del Simón y perdían el partido”.

    No está de más este último detalle: Itesa fue otro centro de formación técnica que negocios fraudulentos quebró en el 2000, estafando a más de 4 mil estudiantes. Muchos de éstos nunca lograron ser reubicados en otros centros educativos para continuar sus estudios, situación que esperamos no se repita con el caso de Simón Bolivar.

    En la nota también se revela que la publicidad fue hecha con pocos recursos, gastando en cada uno entre 7 a 15 millones en los filmados durante los años ’90. El casting era realizado con estudiantes de la escuela de teatro y otros de la misma casa de estudios, de los cuales se escogían a “las niñas y jovencitos que fueran los más bonitos. Esto era como una forma de atraer la atención de los chiquillos que miraban la tele en la casa” comentó la ex profesora Sandra Verdugo a LUN.

    La mayoría de las publicidades de este instituto profesional mostraba a jóvenes divirtiéndose al aire libre en bosques o playas. “Queríamos transmitir una sensación de relajo al joven que eligiera estudiar en este instituto. Que no se preocupara de la matrícula o del estudio porque el Simón les daba un respaldo educacional para sacar un buen título y después estar tranquilo. Ganar la carrera de motos, por ejemplo, era ganar la carrera de la vida. Había un simbolismo. Por eso fue tan fuerte el impacto de este comercial”, comentó Becerra quien afirma que el mejor comercial de todos fue ‘el de las motos’: “Independiente que algunos después han dicho que es un spot de mal gusto. Lo importante era que a los jóvenes les gustaba. Y, sobre todo, que la gente lo recuerda“.

    Sigue Leyendo Aquí Deja tu Comentario
    VIDEO DESTACADO

    Ahora en MQLTV

    Comentarios